sábado, 23 de octubre de 2010


Quiero saber si usted viene conmigo
a no andar y no hablar, quiero
saber si al fin alcanzaremos
la incomunicación: por fin
ir con alguien a ver el aire puro,
la luz listada del mar de cada día
o un objeto terrestre
y no tener nada que intercambiar
por fin, no introducir mercaderías
como lo hacían los colonizadores
cambiando baratijas por silencio.

Pago yo aquí por tu silencio.
De acuerdo: yo te doy el mío
con una condición: no comprendernos.

Pablo Neruda

El mar y las campanas

No hay comentarios:

Related Posts with Thumbnails